Irene San Román, “woman in silver”: subcampeona de Europa 3×3

La alero de las “women in black” de Movistar Estudiantes LF1, Irene San Román, es también una “woman in silver”. Se proclamó en Holanda subcampeona de Europa de 3×3 con la selección española, tras superar a Eslovaquia y Rusia en la previa y a Italia y la anfitriona en semifinales. Solo Rusia, otra vez y al igual que en el preeuropeo, impidió a la colegial y sus compañeras Cuevas, Palomares y Hurtado, llegar a lo más alto. 

Irene San Román, “woman in silver”:  subcampeona de Europa 3×3

“Queremos competir con las mejores y que el resultado compense el esfuerzo” decía Irene San Román antes de viajar a Holanda para disputar su primer Europeo 3×3 con la camiseta de la selección española. 

Y podríamos decir que… ¡objetivo cumplido! España sorprendió con un brillante segundo puesto, sabiendo sufrir en finales apretados, y únicamente Rusia -en la final y en la fase previa- pudo con la selección compuesta por la actual jugadora de Movistar Estudiantes LF1 Irene San Román, las ex colegiales Paula Palomares y Aitana Cuevas (ambas del Alcobendas) y Cristina Hurtado (Sant Adriá). 

En la fase previa, clara victoria ante Eslovaquia (21-4) y ajustada derrota ante Rusia (14-13). Con estos resultados pasaron a cuartos como segundas de grupo.

En los cuartos, Sanro y las suyas superaron a Italia por un justo 11-15. 

En semis tocaba enfrentarse a la anfitriona Holanda, uno de los países que más fuerte está apostando por el baloncesto 3×3 en Europa. Tocó apurar el tiempo hasta el final para superarlas por un sufrido 9-11.

En la final, de nuevo tocaba Rusia. Esta es la crónica del partido que firma FEB.es

Se conocían bien tras haberse cruzado en la fase de grupos inicial. Ahí Rusia ganó por la mínima en un partido muy igualado. Así comenzó también la final, con triple inicial ruso que mandaba en el marcador hasta que un 1+1 de Palomares daba ventaja a España (6-4).

Pero el partido era un toma y daca. Igualada de Rusia y buena triangulación de España para la canasta desde el libre de Cris. Un doble fallo de España en el rebote las puso tres abajo en un suspiro (7-10) que necesitaba anotar y no podía. Y San Román acertó desde la línea de tres y Aitana Cuevas por dos veces (11-11) para empatar el partido. Con empate a 13, Palomares metió un triple que bien podría haber sido clave pero la jugada quedó invalidada por falta en el bloqueo.

Fue cuando se rompió el partido, una canasta rusa y un triple las distanciaron (18-14) y sólo quedaba un minuto. De ahí, las rusas entre libres y un triple final, se hicieron con el oro. Holanda fue quien acompañó a españolas y rusas en el podio.