El credo de Trifón Poch (audio)

Trifón Poch vuelve a Alicante, ciudad donde logró una salvación milagrosa hace ocho años que ahora quiere repetir con Asefa Estudiantes. “Fue extraordinario y ahora estamos con una lucha muy parecida”, recuerda el técnico colegial, que tiene claro que “hace falta que todos los actores aportemos positividad, para romper barreras”. Trifón cree que es posible y quiere que toda la familia colegial crea con él. Nos lo cuenta en primera persona. >>ESCUCHAR

El credo de Trifón Poch (audio)

La verdad es que en aquella etapa en Alicante hubo momentos muy emotivos. Todo se vivió siempre desde una situación extrema, con una carga emocional muy grande.

Y a pesar de que hubo malos momentos también, para todos queda el recuerdo positivo de aquellas dos grandes temporadas. En la primera conseguimos salvar una situación todavía más complicada de la que estamos viviendo aquí en Asefa Estudiantes. A falta de nueve jornadas estábamos a cinco de la salvación, partiendo de una situación de solo dos victorias en la primera vuelta…   Y fue extraordinario, la vivencia de aquella situación y el año posterior, el 2005, que fue realmente excepcional. No solo por jugar copa y playoff, sino también porque fue con un número de victorias increíble.   Ahora en Asefa Estudiantes tenemos una lucha muy parecida, con un sprint final muy parecido a aquel. Estamos a dos victorias a falta de seis jornadas y esta jornada aplazada que nos puede colocar en una situación todavía mejor.   Quiero transmitir esa energía positiva de lo que se vivió en aquella experiencia en Alicante. Vamos a ver si tenemos también ese empuje que tuvo mi equipo entonces.    NO EXISTEN LOS MILAGROS No creo que yo hiciera ningún milagro, que sea un entrenador milagro. Un milagro siempre es fruto de muchas cosas. Puede haber un impulso inicial, una chispa… en aquella situación concreta con el Lucentum nadie creía que se pudiera revertir, pero sí llegó alguien de fuera, que parecía un loco al principio diciendo a todo el mundo que nos íbamos a salvar, que fue esa chispa.   Pero hubo muchos otros factores: el trabajo que hicieron la directiva, el esfuerzo de toda la plantilla incluyendo los nuevos que llegaron… y el respaldo de la afición, que fue impresionante, sobre todo en el Centro de Tecnificación.   Entonces me quedó muy claro que necesitamos muchos actores para revertir una situación como esta en la que estamos.   El entrenador es una pieza más, en la que se debe apoyar el equipo, pero estando así es muy importante que nos ayudemos los unos a los otros. Puede llegar un entrenador que estimule a los jugadores, pero solo esto no vale: también los jugadores deben animar al cuerpo técnico y por supuesto entre ellos. La directiva, la afición, los medios… todos tienen que cumplir su parte.   CREYENDO PARA ROMPER BARRERAS
Son muchas partes las que deben implicarse para ayudar, para romper barreras. Uno llega a una situación como ésta que vivimos en Asefa Estudiantes porque mentalmente tiene muchas barreras que le impiden ir hacia delante, es lo que se pudo ver en el último partido.   Y para romperlas, todo el mundo desde su posición debe ser positivo, ayudar, estar encima para que aunque la situación sea realmente difícil y falte poco, siga creyendo, siga creyendo y siga creyendo… porque sigue habiendo posibilidades. A ver si todos sabemos estar en nuestro sitio y lo conseguimos. Seguro que sí.

Trifón Poch
Entrenador de Asefa Estudiantes