LF2: A acabar 2011 con una victoria en Vizcaya (sáb. 19h)

Asefa Estudiantes viaja este fin de semana hasta Vizcaya -ha habido cambio de campo- para medirse a Irlandesas, en un partido que podría dejar bien encaminadas a las colegiales antes del parón navideño. Algunas de las lesionadas podrían volver a jugar.

LF2: A acabar 2011 con una victoria en Vizcaya (sáb. 19h)

Asefa Estudiantes parte para esta décimo tercera jornada de liga como décimo en la clasificación, con cuatro victorias y siete derrotas; mientras que Irlandesas es séptimo con seis victorias y cinco derrotas. 

AÚN NO SON VACACIONES Las chicas de Diego Rubio saben que no hay que relajarse, y que conseguir una victoria el sábado es importante para poder despegarse de la zona baja de la tabla antes del parón navideño. Por ello, jugadoras como Marta Zurro y Sarah Rodríguez, que parecen estar en un buen momento, deberán tirar del carro colegial para que Asefa Estu vuelva con la victoria en la maleta.   Junto a ellas, estará también Esther Molinero, que el pasado jueves cumplió su mayoría de edad y qué mejor regalo que ganar el sábado. Además, quienes podrían regresar ya tras sus lesiones son Alba Elena García y Elena Díaz. No así Elena de Alfredo, que tiene para más tiempo.   VIZCAYA SERÁ DURO Irlandesas no se lo pondrá nada fácil a Asefa Estudiantes, y menos jugando en su territorio. Las vascas, que vienen de perder contra Alcobendas (62-45), no dudarán en tomarse la venganza con las colegiales, que deberán pararlas desde el inicio. Entre las jugadoras más destacadas está Jornet, una excelente tiradora que además consigue numerosos robos de balón; la siguen Valiente, jugadora clave en la lucha por el rebote para las vascas, y Pérez, peligro constante en ataque, sobretodo a la hora de doblar el balón.   Así, el partido de este fin de semana promete ser un gran duelo en el que ambos equipos necesitan de forma urgente ganar. El sábado a las 19:00 en el polideportivo Irlandesas de Leioa (Vizcaya) veremos si Asefa Estudiantes consigue sumar una victoria más, e irse a las vacaciones de Navidad con un buen sabor de boca.