LF2: Highway to Zamora (77-51)

Asefa Estudiantes se clasificó para la Fase de Ascenso venciendo con contundencia al Orion GDKO en un Magariños que rozaba el lleno. Un parcial de 21-5 en el segundo cuarto rompió el partido. ¡A Zamora por la puerta grande!

LF2: Highway to Zamora (77-51)

A Zamora a lo grande. La conjura de San Sebastián se cumplió y Asefa Estudiantes ganó los tres partidos que tenía que ganar para lograr un objetivo que parecía imposible hace poco menos de un mes. Con un Magata como en los viejos tiempos, un dominio abrumador del rebote de la mano de una espectacular Marta Zurro (17-17 para 30 de valoración) y una intesidad aplastante durante los 40 minutos, el Orion GDKO no pudo hacer nada.

Empezó mordiendo Asefa Estudiantes, consciente de la importancia de ir cogiendo ventajas cuanto antes. Un triple de Castrejón abrió el marcador, y poco a poco con un buen trabajo defensivo en la pintura el Asfea Estu logró un colchón de 6-8 puntos. Zurro puso la máxima ventaja, 22-12, pero Orion recortó distancias. 24-18 al final del primer cuarto.

UN 21-5 BESTIAL ROMPE EL PARTIDO
Aunque en la reanudación las vascas empezaron recortando, Asefa Estudiantes volvió a poner la directa con esa vieja máxima del Ramiro: defensa, rebote y a correr. Un 2+1 de Marta Zurro y un taponazo de Alba Elena García culminado por Mariana González puso un parcial de 13-0, 35-20. El tiempo muerto no frenó la dinámica ganadora de Asefa Estu, pese al triple de Larrazabal.

Mariana estaba espectacular y la ventaja aumentaba: 42-23. Diego Rubio aprovechaba para rotar y dar minutos a las canteranas, como Sarah Rodríguez o Irene Goicoechea, para poder seguir manteniendo la misma intensidad todo el partido. Al descanso, 45-23.

LAS MENOS HABITUALES MANTIENEN LA INTENSIDAD
Las colegiales no bajaron el pistón un ápice tras el paso por vestuarios, y aumentó la diferencia hasta los 30 puntos a base de triples: 55-25. Buena ocasión para dar minutos a las canteranas y rotar: todas tienen que estar listas para aportar en cualquier momento, y desde luego que demostraron estarlo. 63-33 para afrontar el último cuarto.

Un último cuarto sin piedad, donde Asefa Estudiantes no bajó el pistón en ningún momento. Aun con las menos habituales en la pista, las ventajas siguieron rondando la treintena de puntos. La conjura de San Sebastián se cumplió. Ahora, a Zamora sin nada que perder y mucho que ganar.

 


ASEFA ESTUDIANTES 77 (24-25-18-14)
González 0, De Alfredo 5, A. García 7, Rodríguez 0, Díaz 9, González 10, M García 0, Ygueravide 17, Castrejón 12, Pére 0, Goicoechea 0, Zurro 17

ORION GDKO IBAIZABAL 51 (18-5-10-18)

Zábalo 0, Monasterio 6, Ortega 5, Larrazabal 7, Mayor 5, Basarrate 0, Sánchez 3, Djokovic 9, Ramasco 8, Moreno 0, Blanco 0