Brizuela dinamita un derbi hiperdefensivo (77-75)

Darío Brizuela fue el gran protagonista de un igualado derbi regional entre Movistar Estudiantes y Montakit Fuenlabrada que se decidió en los últimos instantes: 77-75. Cambios de ventajas, rivalidad, tensión… todos los ingredientes que hacen de los derbis algo tan apasionante.

Brizuela dinamita un derbi hiperdefensivo (77-75)

Cook, Clavell, Perl, Caner-Medley y Jankovic iniciaban el derbi regional número 41 ante Montakit Fuenlabrada, que se abría con un triple del “Clavelito” y una defensa férrea de los colegiales, que compensaba los fallos en ataque (3-2, min. 7).

Los derbis suelen ser más divertidos por su igualdad y tensión que por su espectacularidad y en el primer cuarto éste cumplía este tópico a rajatabla: 5-6 mediado el periodo. Por si fuera poco, un error técnico obligó a parar el partido unos minutos.

Paciencia, la madre de la ciencia. Intensidad en defensa y en rebote bajo el aro propio, y  en ataque Cook la amasaba para dejársela en bandeja a Caner-Medley y Brizuela sumaba cinco puntos seguidos, tres desde el tiro libre y un tiro de media distancia para el 12-6, Arteaga, que en este cuarto ganó la partido al último fichaje fuenlabreño, ponía el 14-6;  resultado con el que terminaron estos eternos diez minutos.

Pako Cruz abrió el segundo cuarto, que pese a tener quintetos muy distintos (en Movistar Estudiantes Hakanson, Brizuela, Vicedo, Suton y Arteaga) seguía el mismo ritmo de poca anotación: 18-11 tras tres minutos…

Hasta que empezó el show, desde la defensa: Hakanson, Vicedo y Arteaga pusieron el 25-14, al contraataque, obligando a Julbe a frenar el partido y sentar a su desquiciado flamante fichaje NBA, ante la ironía de la grada. Puro derbi.

Se sentía cómodo Movistar Estudiantes en esta parte: ¡skyhook del capitán Vicedo! 29-16. Pero Montakit Fuenlabrada recortaba desde el tiro libre y empezó a encontrar sus triples: Rupnik puso el 29-22. Cook encontró a Jankovic para parar el parcial y de nuevo el pívot serbio, casi sobre la bocina, puso el 33-25 con el que se llegó al descanso.

Tras el paso por vestuarios, Berrocal dispuso el mismo quinteto inicial que en el arranque de partido. Bellas y Popovic, perros viejos, metieron al Fuenla en el encuentro: 35-30 tras minuto y medio; y tres malos ataques sin aprovechar el dominio en el rebote ofensivo les pusieron a tres: 35-32.

Zanna y Popovic culminaron la remontada fuenlabreña: 38-39 mediado el cuarto. Un triple de Desatranques Donosti, alias Darío Brizuela, daba algo de aire a un fallón Movistar Estudiantes que dominaba el rebote aunque se cargaba de faltas, mientras que el ritmo era visitante (41-43 a 3 minutos para acabar el cuarto).

Brizuela era el timón de Movistar Estudiantes en estos momentos delicados: se la ponía a Arteaga para que se la colgara, anotaba de tres nada más recibir…. 48-48 a 1:21. Suton, tras recibir una clara antideportiva, devolvía la ventaja a los de casa: 49-48. Con apenas 1.2 segundos Brizuela volvía a hacerlo, y con un robo de cartera Omar Cook se quedó solito para poner a placer el 53-48. ¡Momentos mágicos para reaccionar!

Otro canterano del Estu, pero este de rojo, Daniel Clark, frenó sobre la bocina la marea brizuelista para acabar el tercer cuarto montaña rusa: 55-53.

Mucho respeto y tensión en el arranque del cuarto decisivo. Jugadores de mucha calidad, en ambos equipos, fallando cosas que no suelen. Hasta que Cruz, pasados dos minutos, anotó de tres para devolver la ventaja al Montakit: 55-56.

Dos seguidas de Víctor Arteaga ponían +3 a Movistar Estudiantes, y Brizuela volvía a sacarse un conejo de la chistera para el 61-56. Hakanson se sumó a la fiesta (63-58) y Julbe pidió tiempo muerto a 5:54 para el final.

Montakit Fuenlabrada no dejaba a Movistar Estudiantes despegarse, pero la defensa carburaba (¡vaya doble tapón de Arteaga primero y Caner-Medley después!) y en ataque, Darío Brizuela estaba tocado por una varita (67-65). Pero los colegiales entraron en bonus y eso lo aprovechó Zanna para empatar desde el tiro libre: 67-67.

Momento para que surgiera, recién salido de 2011, Nik Caner-Medley: ¡triple del de Massachussets! 70-67 a falta de tres minutos. Tiempo muerto. Cruz, sobre la bocina tras una gran defensa colegial, empató de nuevo a falta de 2:30.

De viejos rockeros iba el juego: bailaba claqué Caner-Medley para el 72-70, triple de Popovic par el 72-73, desde lejos Cook para el 74-73. Mate de O´Leary para e 74-65 a falta de 46 segundos. Tiempo muerto.

¡Y qué 46 segundos! Falta sobre Arteaga, anota uno de los tiros libres; se llevan el rebote ellos, falla Zanna y rebote poderoso del conquense. Apurando la posesión, Brizuela va para adentro y Arteaga la aseguró: 77-75 a falta de 1.5 segundos. Buena defensa y el triple desesperado de Cruz no entró. ¡VICTORIA!

La próxima semana, Movistar Estudiantes visitará al Cafés Candelas Breogán, y la siguiente al Iberostar Tenerife. Dos desplazamientos seguidos después de dos encuentros consecutivos en el WiZink Center pondrán a prueba al equipo colegial.

Movistar Estudiantes – Montakit Fuenlabrada (77-75) // Jornada 3 Liga Endesa from ACB on Vimeo.